lunes, 5 de febrero de 2018

MACARONS


En el reto de Cooking the chef de este mes se celebra un cumpleaños: hace tres años que funciona este reto. Me encanta, este reto me encanta. 😍😍Es el primer reto en que empecé a participar. De hecho mandé mi primera aportación haciendo una foto a la cámara de fotos porque no podía descargar la cámara en el ordenador, no tenía el cable. Mandé una foto fea fea, pero Abril y Aisha la publicaron sin decir nada. 😎Son una caña. De hecho, son unas administradoras geniales: abiertas a todo el mundo, no ponen pegas a nada, si puedes participar ¡bien! y si no puedes, pues no participas y no pasa nada. En otros retos hay más presión… no poder faltar tres veces, tener que avisar que no vas a participar ¡qué sé yo! 


En este reto no hay ningún problema. ¡¡¡Ole!!! 😊Ya llevo más de un año en este reto (no cuento la participación con la foto de la cámara de fotos, jeje) Si quieres ver lo que he hecho hasta ahora pincha AQUÍ.



Pues bueno, para celebrar el tercer cumpleaños Aisha y Abril han elegido un chef pastelero, el catalán Christian Escribà. Lo cierto es que para encontrar la receta que ahora os traigo he tenido muuuuchooooos problemas.😓😓 Primero he tenido muchas pegas para elegir la receta que quería cocinar porque he encontrado muy pocas recetas… sólo tres.
Cualquiera de las tres estaría bien, pero claro al final he escogido la que tenía pendiente desde hace tiempo pero que no me atrevía: los macarons.
De todas formas, esta cura que he hecho poniendo manos a la obra, no sé si ha servido de algo, porque ahora tengo más miedo de hacer macarons que antes. 😪Los he preparado ¿seis veces? Sí creo que ese ha sido el número… y sólo me quedó decente la cuarta vez. Lo demás ha ido a la basura… ¡Ea! De todas formas, debo decir que la receta de Christian Escribà se basa en merengue italiano. Y me ha fallado un montón. No me sale. Monto perfectamente el merengue sin problemas… le pongo el color, el azúcar y sin problemas, pero es añadir el almíbar y ¡pum! se baja como si fuese un líquido cualquiera.

En fin… al final he hecho un merengue francés tradicional y chispum. He de reconocer que no es una elaboración sencilla y que cuesta cogerles el punto, convirtiéndose en un verdadero reto, para mí ha sido un reto doble porque no lo he probado nunca y no sé el sabor y textura que tienen que tener.
Cristian Escribà estuvo en el programa MasterChef y enseñó a los concursantes cómo hacer sus clásicos macarons y tres tipos de relleno. Además, presentó una torre Eiffel hecha de macarons. 😍😍Una pasada. Pero, claro, siempre usando el dichoso merengue italiano. 
Bueno, os traigo la receta de Escribà pero adaptada a lo que a mí me ha salido.
Ah!!! Culturilla…estos pastelillos se consideran originarios de Francia pero realmente son de origen italiano. Estos pastelitos nacieron en el siglo VIII en Italia, para posteriormente ser llevados a Francia por Catalina de Medicis tras haberse casado con el Duque de Orleans, futuro rey de Francia, en el siglo XVII. 
Si queréis ver las maravillas que han hecho mis compas de reto, pincha AQUÍ. Y si quieres ver mis anteriores kuquingdechef, pincha AQUÍ.
Ingredientes
- 200 gramos de azúcar lustre (siempre el doble de peso de la almendra, aunque a mí me parece demasiado dulce), 
- 100 gramos de harina de almendra, 
- 100 gramos de clara de huevo a temperatura ambiente (siempre el mismo peso que de almendra), 
- 40 gramos de azúcar.
- Colorante al gusto
- Relleno al gusto, en mi caso puse crema de limón


Elaboración
- Tamizar el azúcar lustre y la harina de almendra y mezclar.


Este es un paso muy importante. Además, si tienes thermomix es conveniente darle un triturado adicional previo al tamizado, yendo de velocidad 5 a 10 durante unos minutos.
- Insisto, las claras deben estar a temperatura ambiente. También he leído en varios sitios que las claras tienen que estar envejecidas. ¿en qué consiste esto? Sólo en dejar las claras un día o dos en la nevera tapadas con film pero dejando un hueco para que las claras se sequen.
- Montar las claras con varillas, thermomix, o a mano para los más cafeteros. 
- Añadir el azúcar normal y seguir batiendo.

- Este es el momento de poner colorante si es necesario.
- Mezclar la clara montada con el azúcar lustre y la harina de almendra. Para esto usar movimientos suaves y envolventes. 
- Poner la masa en una manga pastelera y dosificar en un papel de horno. El tamaño adecuado es de unos 3 centímetros. Dejar espacio entre una y otra masa porque crecen un poco al hornear. 
- Dejar reposar hasta que se seque un poco la masa. Probar si está bien seca tocando un poco la superficie. Si no se queda pegado en los dedos, es que ya está perfecto. Este proceso de secado puede tardar una hora o más. 
- Cocer en el horno precalentado a 165º C durante 12 minutos (en el caso de macarons más grandes puede aumentar la temperatura a 170º C y cocer durante 18 minutos).
- Dejar reposar a temperatura ambiente durante un día para que se sequen bien.
- Rellenar con la crema que os guste.
Mi opinión: Sólo puedo decir que volveré a intentarlo. El merengue italiano me ha vencido y eso no me gusta. También me parece una masa demasiado dulce, aunque todas las recetas que he leído son iguales. Tienen una barbaridad de azúcar.
 Imprimir

37 comentarios:

  1. Seis veces????Madre mía, yo hubiera tirado la toalla, jaja, pero con tesón se consiguen las cosas. Te han quedado geniales, que más da la procedencia del merengue, ya sea italiano o francés, te han quedado de rechupete!!! Besos!!

    ResponderEliminar
  2. Mira que me gustan a mí los macarons. Estupenda pinta los tuyos, Bea. Y estarán buenísimos. Besos.

    ResponderEliminar
  3. que delicia de macarons, cualquier día me animo a hacerlos...en casa nos encantan y no me he atrevido todavía con ellos, me encantan!!
    besitos

    ResponderEliminar
  4. MACARONS, mi asignatura pendiente, podría haber aprovechado esta oportunidad para hacerlos pero me da mieditis jajaja...
    Besos
    Nieves

    ResponderEliminar
  5. Desde luego el esfuerzo ha merecido la pena, te han quedado con un aspecto sensacional ¡Me encantan!

    ResponderEliminar
  6. Uf mira que lo he intentado, y los macarons me parecen una preciosidad, pero no me gustan, son un poco empalagosos para mi gusto, pero estos de limón me da a mí que me podrían encajar, no diría que no a probarlos :)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ya te digo... a mí tampoco me gustan. Pero debo decirte que con el sabor ácido del limón quedan mejor.

      Eliminar
  7. A ti te quedo liquido el merengue y a mi se me cristaliza, maldito merengue italiano, jajjaj !! A pesar de ello los veo super bonitos, lisitos y brillantes. También los hice de limón porque los encuentro muy dulces y el punto de acidez del limón me va perfecto. Felicidades. Besos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Coincido contigo en todo. A mí también se me cristalizó una vez, no te creas. Y también pienso que con el limón se pueden "tolerar" porque con otras preparaciones quedan excesivamente dulces.

      Eliminar
  8. La verdad que es muyyyy complicado a mí a la tercera creo que me salieron decentes, o algo así, jajaj, los tuyos son preciosos. Yo los que no salen, me los como como suspiros, enhorabuena!!!!! tu cuarta vez está perfecta, nos vemos, bssss

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias Marga... a tí te quedaron muy bien... y coincidimos en el relleno!!!

      Eliminar
  9. Estoy de acuerdo contigo demasiada azúcar , pero tienen una pinta espectacular y como soy tan golosa me los comería todos. Me alegro de que te haya gustado mi tiovivo y claro que te lo presto, me encanta que compartas mis recetas. Un abrazo

    ResponderEliminar
  10. Una preciosidad de macarons, es muy difícil hacer el merengue italiano, a mí solo me salió una vez y nunca más. Debió ser la suerte del novato.
    Te han quedado muy bonitos y seguro que ricos. Ha sido un placer encontrar tantas participaciones este mes, con esos colores y con un curro muy importante.
    Besos y enhorabuena

    ResponderEliminar
  11. María José, te leo y tampoco me he atrevido con los macarrons, luego de ver la receta y lo que dices del azúcar me pone a pensar esa proporción al igual que tu. Te felicito por la persistencia con esta receta, creo que te han quedado muy bien en ese intento, también aplaudo el hecho de no desistir y además de ser tan sincera con tu experiencia. Los veo Muy bonitos y me llevo unos cuantos.
    Un beso!

    ResponderEliminar
  12. MAcaros, gran asignatura pendiente! Espero algun dia lanzarme, para la repesca!
    Ptnts MArta

    ResponderEliminar
  13. Preciosa, gracias por tus palabras... nosotras felices de actitudes como las tuyas, siempre alegres, participativas y también muy comprensivas.
    A mi el reto macarons, cuando me puse en su día, me costó 11 intentos. El merengue italiano no me falla, yo creo que se te deshincha el merengue, porque quizás lo incorporas demasiado rápido? directamente en el merengue? Hay que hacerlo muy despacito, sobre la pared del bol y no directamente en el merengue y no tener el merengue excesivamente montado cuando empezamos sino medianamente.... hacias ya todo esto? Pues hija, yo ya no sé más...pero para mi los macarons dan mucho trabajo, y total para comerse uno o dos...proqeu más empachan. Pero lo reconozco son preciosos y te han quedado perfectos. Mil gracias por tus palabras!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues he hecho todo lo contrario a lo que dices: lo he echado en medio del bol y el merengue estaba totalmente montado. Creo que he ido lenta pero para lo caga-prisas que soy, también es muy posible que lo haya tirado demasiado rápido. En fin... un desastre

      Eliminar
  14. Yomi!! Se ve que tus macarrones te han quedado estupendos, más para ser la primera vez que los haces. Me encantaría ver esa primer foto, siempre tienen su encanto, nuestras primeras intenciones, como cuando te animas a participar con las mejores intenciones, jeje. El reto suena genial, y veo que hacen cosas estupendas. Saludos!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. gracias Ana por tus palabras de ánimo. ¡Imaginate como eran los primeros que ni les hice foto! Desastrosos

      Eliminar
  15. que me gusta hacer macarons y disfrutar cuando la gente los come sorprendidos por la textura y el sabor, bien por ti y por no desanimarte con esos inicios con el reto, ahora a por el mes que viene que será será jejeje besos

    ResponderEliminar
  16. Son mi asignatura pendiente, me atraen por estética porque no me gustan nada ( los encuentro superdulces), quiza por esto hace tanto que son mi asignatura pendiente heheh
    Ptnts
    Glòria

    ResponderEliminar
  17. Mira Bea, solo con ver el tesón con el que has trabajado, son ellos solitos los que deberían haberse cocinado y a ese merengue ya le vale.
    Al final ha valido la pena, de aspecto están geniales y seguro que riquísimos, de limón nunca los he probado, lo cierto es que no me gustan demasiado, pero estos de cítricos, limón o naranja, tal vez se les note sabor y no solo azúcar.
    Medalla a la perseverancia. Un besote

    ResponderEliminar
  18. A mí tampoco me matan. El limón mitiga un poco el dulzor. Gracias por la medalla. Jeje. Un beso para tí. He estado por tu blog y me he quedado en él. Me he hecho suscriptora. jeje

    ResponderEliminar
  19. Pues si no dices lo de las 6 veces te aseguro que por las fotos nadie lo hubiera pensado!! Te han quedado muy bien, aunque no sea el merengue italiano. Yo francamente tampoco he probado nunca los macarons (no soy de dulces) y por supuesto hacerlos me da pánico, así que te felicito y agradezco tu versión por si algún día me animo. ;-)
    Besossss

    ResponderEliminar
  20. Vaya trabajo Bea. Sólo he hecho macarons una vez y fue en curso, así que no sé si volvería poder hacerlos. Tu tesón creo que ha valido la pena. Tienen un aspecto buenísimo. Mi más sentida enhorabuena.
    Bss

    ResponderEliminar
  21. Pues ole ese merengue francés que al final te ha dado resultado. Tienen un color precioso y seguro están impresionantes.
    Besitos.

    ResponderEliminar

Me encantará saber lo que piensas, lo que te parece esta receta, tus sugerencias...